Sweet potato pie... un Thanksgiving sin pumpkin pie?

diciembre 02, 2013


Hace unos días se celebraba el Día de Acción de Gracias en EEUU. Un día en el que las familias se reúnen alrededor de la mesa y cuyo menú, casi, casi está establecido. Pavo relleno y asado, salsa de arándanos, pastel de nueces pacanas, gravy sauce, o lo que es lo mismo la salsa resultante de raspar el fondo de la fuente donde se asa el pavo con la ayuda de vino tinto y espesado con mantequilla y por supuesto pastel de calabaza, el famoso pumpkin pie que no puede faltar.


Pues yo este año decidí celebrar Thanksgiving a mi manera. Cómo se suele decir, me lié la manta a la cabeza y decidí cocinar mi propio asado, sustituyendo el pavo por picantones y el pastel de calabaza por pastel de batata.


La receta que seguí es la misma que ya hace unos años Bea y yo realizamos en uno de nuestros retos. En aquella ocasión horneé un deliciosos pastel de calabaza en formato mini. En esta ocasión tenía claro que lo iba a hornear en este maravilloso plato de pies que me compré hacía unos años y que no había estrenado todavía.

El resultado, una tarta de un sabor sorprendente a la que no hace falta añadir tanto azúcar por el ya dulce sabor de la batata en sí. Una textura cremosa y untuosa que se deshace en cuanto la muerdes. Un sabor típicamente otoñal y que en realidad está muy asociado a nuestras tradicionales truchas de batata y almendras, postre canario muy navideño. 


En definitiva, una receta para repetir y compartir en familia. Y no hace falta que sea Thanksgiving o Navidad para hacerlo. Cualquier ocasión es buena.


Happy Thanksgiving!!

Tarta de Batata o Sweet Potatoe Pie

Masa para pies muy crujiente

1 batata amarilla de tamaño mediano
240 ml de leche evaporada
2 huevos
50 gr de azúcar blanquilla
50 gr de azúcar morena
1 cucharadita de canela molida
1/2 cucharadita de nuez moscada
1/2 cucharadita de jengibre
1/8 cucharadita de clavo molido

Nata agria o nata montada para servir 

Masa para pies muy crujientes

125 gr de mantequilla sin sal, muy fría y cortada a dados
220 gr de harina simple de trigo
1 cucharada de azúcar
Una pizca de sal
60 ml de agua muy fría, helada

Este tipo de masas suelo elaborarlas en la Thermomix puesto que en 15 segundos, a velocidad 6, ya las tenemos preparadas. Si quieren hacerlas a mano, colocamos la harina, la sal y el azúcar en u bol profundo y hacemos un hueco tipo volcán. Colocamos la mantequilla cortada en el hueco y comenzamos a frotar la mezcla de harina en la mantequilla hasta obtener una textura arenosa. Añadimos el agua poco a poco, cucharada a cucharada hasta que obtenemos una masa lisa y elástica. La amasamos un poco sobre la superficie de trabajo, formamos una bola que aplanamos y envolvemos en papel film. Una vez hecho esto, metemos el disco de masa en la nevera como mínimo una hora.

Meter así mismo, el molde en la nevera, cuanto más frío esté mejor.

Sacar el disco de masa y dejarlo reposar unos 5 minutos. Espolvorear la superficie de trabajo con un poco de harina. Retirar el film y con el rodillo extender la masa formando un círculo lo suficientemente amplio para cubrir el molde.

Colocar la masa sobre el molde y cortar el sobrante. Darle forma a los bordes para que quede decorativo. Meter el molde encamisado en el congelador.


Precalentar el horno a 200º C. Lavar la batata y cortarla por la mitad. Pincelar la superficie de cada mitad con un poco de aceite. colocar en una fuente de horno y cubrir con papel de aluminio. Hornear hasta que la pulpa de la batata esté tierna, alrededor de 40 minutos, dependerá del tamaño de la batata.

Sacar del horno y dejar enfriar unos 20 minutos. Con la ayuda de una cuchara, retirar toda la pulpa y colocarla en un bol. Hacerla puré con la ayuda de un tenedor. Añadir los dos tipos de azúcar, las especias, los huevo uno a uno y la leche evaporada.. Mezclar hasta que todos los ingredientes estén bien integrados. Debemos obtener una crema espesa sin grumos. Reservar.

Sacar el molde del congelador y bajar la temperatura del horno a 180º C. Cubrir el fondo del molde con papel de aluminio y verter en él arroz, legumbres o pesos de hornear para evitar que la masa suba mientras esté en el horno. Hornear 15 minutos, sacar el molde del horno, retirar el papel de aluminio y hornear 5 minutos mas. Dejar enfriar unos minutos y verter la crema de batata. Hornear de 45 a 50 minutos. 

Dejar enfriar sobre una rejilla, y una vez fría meter en la nevera para que la crema asiente bien.

Servir acompañado de nata agria o de nata montada.

1 comentario:

Fani Puntodenieve dijo...

mmmm, qué delicia! Nunca he probado un pumpkin pie, pero las pintas no pueden ser mejores!
Me han encantado las fotos!
Besos!

Publicar un comentario en la entrada

Gracias por tomarte tu tiempo y leerme. Agradezco sinceramente todos los comentarios, tanto positivos como negativos... todos son bienvenidos.

Por razones de tiempo, me es imposible contestar a ellos, pero si tienes alguna duda específica, algo que me quieras sugerir o simplemente escribirme unas letras, lo puedes hacer a la siguiente dirección, deliciasytentaciones{at}yahoo.es.

Gracias!!